Cenicienta, ojos de luna.

Te fuiste junto con el alba 

confundiendo a la noche con tu sonrisa 

que en el páramo de embriagadas ilusiones,

hechizaron mi alma y el sueño se transformó en brisa. 

 

El ruido, el sol y las vicisitudes del día 

atormentan el descanso de la imaginación,

taciturnas esperanzas de volver a oír tu voz,

en la nocturna letra de mi perdida canción. 

 

Cenicienta, ojos de luna,

sin imperfección alguna,

límpida fortuna,

de entre todas, ninguna, 

porque tus ojos formaron una laguna,

haciéndome descansar en la cuna

sin poder tu imagen olvidar. 

 

Y si vuelves en tu carroza a ahondar,

la noche más oscura,

los caminos del azar,

regálame apreciar tu belleza pura,

antes de que el reloj castigue mi soñar

y termine en el desvelo viendo tu figura. 

 

Cenicienta, ojos de luna…

                                             ojalá te vuelva a encontrar. 

 

 

Total Page Visits: 20 - Today Page Visits: 1
Deja una respuesta

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies